¿Fanatismo o irrespeto?: los excesos en el monumento de Diomedes Díaz

Procuraduría solicitó ajustar los pliegos licitatorios de obras a cuatro entidades territoriales
2018-01-12
Buscan que Ley del Cincuentenario no quede en 'letra muerta
Buscan que Ley del Cincuentenario del Cesar no quede en ‘letra muerta’
2018-01-12
¿Fanatismo o irrespeto?: los excesos en el monumento de Diomedes

¿Fanatismo o irrespeto?: los excesos en el monumento de Diomedes. Lo que comenzó como una broma para mostrar en redes sociales, se ha convertido en un verdadero problema para las autoridades municipales que no han logrado controlar a las personas que ya han tomado como normal, subirse en el monumento a Diomedes Díaz, en la glorieta Los Juglares, para tomarse una foto.

Desde borrachos hasta malabaristas; desde mujeres insinuantes hasta hombres que agarran las partes nobles del artista, se han visto en los últimos días en la glorieta más visitada de la ciudad por miles de turistas y vallenatos que han decidido tomarse una foto en el lugar.

Muchos vallenatos han criticado la falta de cultura ciudadana de las personas que se trepan a los hombres del monumento, para tomarse una foto; en cambio, otros, han manifestado estar de acuerdo con estas actuaciones de los supuestos diomedistas.

El irrespeto a Diomedes Díaz en la Glorieta Los Juglares

Aunque la directora municipal de turismo, Adela Becerra, dijo a RPT Noticias que ya no habría más desadaptados montados en los hombros de Diomedes o mujeres poniéndoles sus pechos o glúteos a El Cacique, lo cierto es que hasta el momento dichos controles no se han dado y cada día aparecen más fotos en las redes sociales de este tipo de manifestaciones.

Muchos ya han comenzado a decir que se debería cobrar un valor para tomarse una foto en la silla de El Cacique con el fin de hacer los controles; sin embargo, otros han manifestado que ello no es posible porque es un monumento público.

La Glorieta Los Juglares, en donde está la Silla Diomedista, se ha convertido desde abril pasado en el lugar más visitado por los turistas y vallenatos, al punto de hacer fila para tomarse una foto en dicho monumento.

Pero lo que no pueden permitir las autoridades, y ya es hora de que se tomen los correctivos, es que las personas sigan montándose en el monumento, haciendo malabares o irrespetando la escultura.

Otros han manifestado, también en redes sociales, que para qué tanto alboroto contra quienes han irrespetado, de alguna manera, el monumento a Diomedes Díaz, si en vida el Cacique de la Junta no guardó respeto por las personas y no tuvo un comportamiento ejemplar.

Lo cierto en todo esto, es que Diomedes Díaz, más allá de sus problemas personales, es una figura de la música vallenata que se ha convertido en un referente del folclor de la tierra de Francisco El Hombre.

Loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *